Kaveh Safavi Director Gerente Senior en Práctica de Salud Global y Accenture, pronunció un discurso en el evento de Omnia Health Live Americas sobre: ¿Qué piensa el consumidor sobre la salud digital?. Se enfocó en los consumidores, en la salud digital y en una reciente investigación que muestra un fenómeno muy interesante, que es que la salud digital, si bien es muy atractiva para los consumidores, ha mostrado cierto estancamiento en su adopción. Todos contamos con la salud digital para hacer que la atención médica sea más accesible, asequible y eficaz. Pero simplemente la disponibilidad de salud digital por sí sola no será suficiente. Es importante comprender por qué y cómo las personas usan las herramientas digitales y qué es necesario para cumplir esa promesa.

En una investigación realizada a fines de 2019, se descubrió que parece haber una meseta en el uso de la salud digital por parte de los consumidores en general. Hay tres impulsores de esta meseta:
1.- Si una persona tiene una mala experiencia, es menos probable que regrese la segunda vez.
2.- Si no confía en quién tiene su información o qué van a hacer con los datos.
3.- Si los proveedores no recomiendan el uso de tecnología, los consumidores no la usarán.
Safavi dijo eso, pero cuando apareció COVID-19, aceleró la atención médica digital. Compartió que en los Estados Unidos a fines de 2019 y principios de 2020, alrededor del 5 por ciento de todos los encuentros con pacientes se realizaban a través de una plataforma virtual. En mayo 2020, esto había alcanzado casi el 50 por ciento de todas las visitas que se realizaban virtualmente.

“Hubo muchas razones para esto, pero una de las más importantes es que fue una adopción forzada, no había alternativas”, dijo Safavi. Otros factores del aumento incluyeron la decisión de las aseguradoras de salud de pagar visitas virtuales. Además, se liberalizaron las leyes de licencias. Las clínicas abrieron en junio y ya ha habido una reducción de las visitas virtuales y ha aumentado el número de visitas físicas. La verdadera pregunta es ¿Dónde se estabilizará ese número? Nuestra investigación sugiere que podría ser del 30 por ciento. Concluyó diciendo que hoy no es solo un mundo físico o digital, sino un mundo físico y virtual mezclado, reconocer que es una combinación y no una transición es una parte crítica del proceso general.

Primero digital

En la sesión ‘Aprovechamiento de la salud digital para predecir y gestionar futuras crisis de salud‘, Carlos Otero, CIO – Hospital Italiano de Bueno Aires, destacó que COVID-19 transformó por completo la forma en que las personas buscaban consultas en su hospital. La telesalud no solo es importante para médicos y pacientes, enfatizó, sino también para otros departamentos dentro de un hospital. “Por lo tanto, necesitamos cambiar nuestra infraestructura y la forma en que proporcionamos sistemas para operar en la nueva normalidad”, agregó. Mientras que Nick Guldemond, profesor de Atención Integrada y Tecnología de la Primera Universidad Médica Estatal de Moscú de Sechenov, dijo que la captación digital en la atención médica durante el COVID-19 se disparó. Actualmente, existen interesantes aplicaciones en salud digital en diferentes áreas de enfermedades como la salud mental, la gestión del riesgo cardiovascular y la diabetes, entre otras. Pero estas suelen ser soluciones independientes.

Si está pensando en la eficiencia y la calidad de la atención, es más una cuestión de cómo planifica, organiza y trabaja en conjunto, en lugar de tener solo un contexto uno a uno con el paciente o con un colega, enfatizó. Esto implicaría una comunicación sanitaria con los proveedores de atención primaria y los proveedores de atención social y trabajar juntos como un equipo. Si bien la percepción es que lo digital podría contribuir a mejores resultados y calidad de la atención, en muchos países ese todavía no es el caso. Todavía tenemos un largo camino por recorrer para que la tecnología digital funcione para personas con enfermedades complejas. Sin embargo, enfatizó que hay algunos desarrollos prometedores, hay varias plataformas que combinan diferentes elementos del sistema sanitario como diagnóstico, triaje, navegación de pacientes, entre otros. Fuente: OmniaHealth.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.