DS

Por Joao Bocas.- VR en el cuidado de la salud: la realidad virtual tiene un gran potencial para ayudar a las personas a sobrellevar sus enfermedades o lesiones. Todavía hay muchas preguntas sin respuesta sobre cómo usarlo de manera efectiva, ¡pero esta tecnología claramente llegó para quedarse!

¿Cómo puede mejorar la realidad virtual en su uso en el cuidado de la salud?
La realidad virtual es una tecnología que te permite ‘estar allí’, o virtualmente, en un espacio determinado. Se puede utilizar para diversos fines, tales como: fisioterapia, rehabilitación, simulación para entrenamiento y aprendizaje. O bien, se puede utilizar para potenciar tratamientos y tratamientos. En el campo de la atención médica, la realidad virtual puede ayudar a capacitar a los médicos para que se centren más en el paciente y sean más empáticos con los pacientes. A medida que se desarrolle la tecnología, la veremos convertirse en una herramienta más común en la medicina. Esto será útil de muchas maneras; la más obvia es que ayudaría a los médicos a cuidar mejor a los pacientes y les proporcionaría una mayor empatía hacia ellos.

¿Cuáles son los desafíos de la realidad virtual en el cuidado de la salud?
La realidad virtual es uno de los fenómenos más emocionantes de toda la tecnología. Es una nueva forma para que todos aprendan y experimenten cosas que damos por sentadas todos los días. Grande o pequeño, simple o complejo, no importa lo que quieras aprender, ahora puedes hacerlo en tus propios términos y con tu propio estilo. En este sentido, la realidad virtual es una gran herramienta para la formación de los clínicos . De hecho, algunos expertos creen que esta forma de capacitación será más importante que los métodos tradicionales de capacitación práctica. Creen que la realidad virtual ofrece una forma completamente diferente de aprender y practicar las relaciones humanas, cómo los pacientes interactúan con los médicos que ven y cómo se comunican entre sí mientras trabajan en la misma sala.

La realidad virtual también ayuda a aprender cómo comunicarse mejor con los pacientes y sus familias al ofrecerles “una vista de 360 ​​grados” de la experiencia. Esto les permite conectarse con los miembros de su familia y comprender el contexto de lo que sucede en sus vidas a un nivel íntimo. El uso de la realidad virtual en el cuidado de la salud aún es relativamente nuevo, pero ya se ha mostrado prometedor como herramienta para capacitar a los médicos. De hecho, algunos expertos creen que esta forma de capacitación será más importante que los métodos tradicionales de capacitación práctica, como conferencias y estudios de casos. Un estudio mostró que la terapia de realidad virtual ayudó a reducir los niveles de estrés durante el tratamiento en un 50 %. Otros han mostrado resultados prometedores al usar VR durante la fisioterapia. Sin embargo, a medida que pase el tiempo, es probable que veamos más casos de uso fuera de la atención médica , incluidos juegos, educación, estudios legales, etc., por lo que queda por ver qué impacto tendrá la realidad virtual en tales industrias con el tiempo.

¿Cuál es el futuro de la realidad virtual en el cuidado de la salud?
La Realidad Virtual (VR) llegó para quedarse. Sin embargo, actualmente está limitado por la tecnología que se necesita para que funcione correctamente. Por ejemplo, cuando un videojuego está hecho para realidad virtual, los gráficos y la calidad de los gráficos deben ser muy altos. El espectador debe poder ver el objeto que se está viendo e interactuar con él (además de poder verlo como un modelo 3D). Esto se puede lograr mediante el uso de gafas especiales que se envuelven alrededor de los ojos y crean una experiencia de realidad virtual . Pero esto agrega más costo y complejidad. Por otro lado, algunas empresas están trabajando en nuevas formas de crear experiencias de realidad virtual, que no requieren anteojos especiales ni equipos costosos. Estos se crean utilizando hardware de gama baja, como teléfonos inteligentes, y tienen una resolución más baja que los sistemas de realidad virtual tradicionales de gama alta, pero ofrecen una calidad mucho mayor (vea lo que quiero decir arriba en términos de gráficos). Aun así, no pueden replicar la mayor fidelidad que se obtiene viendo películas en un cine o viendo objetos del mundo real directamente desde el teléfono inteligente.

Esto trae a colación otro punto: el diferenciador clave entre la realidad virtual y otras formas de entrenamiento avanzado es que la RV no tiene límites en lo que puedes hacer con ella. Puede caminar alrededor de un edificio de oficinas en un videojuego y experimentar una inmersión completa una vez que sale del edificio y se mueve a otra área donde puede caminar libremente sin obstrucciones; puede experimentar la simulación de vuelo de una manera que normalmente no sería posible a través de auriculares de realidad virtual; o puede experimentar cómo es la vida en un nivel submilimétrico mientras conduce su automóvil en su teléfono inteligente. Estarás más cerca que nunca de experimentar estas cosas gracias a la realidad virtual. Además, algunos expertos creen que esta forma de capacitación será más importante porque habrá menos límites en la forma en que se capacita, lo que podría permitir resultados de aprendizaje más realistas, así como mejores resultados de atención al cliente/desarrollo profesional para los profesionales que ya están capacitados en entornos sanitarios como médicos, enfermeras, farmacéuticos, etc.

Conclusión
La realidad virtual es un tipo de tecnología inmersiva que permite a los usuarios experimentar el mundo que les rodea a través de la pantalla de una computadora. La realidad virtual en el cuidado de la salud se usa actualmente con fines de entretenimiento. Pero tiene un gran potencial para la formación y la educación, especialmente en el ámbito sanitario . Si bien la realidad virtual (VR) se puede usar de diferentes maneras, es su naturaleza inmersiva lo que la hace destacar de otras formas de tecnología. Fuente: Digital Salutem.